• 30 de abril de 2009
es

Escuelas de comunidad en la Ensenada

Des­pués de la visita de Mau­ri­cio [1], hemos deci­dido comen­zar las Escue­las de Comu­ni­dad con algu­nas seño­ras del barrio. Este deseo nació de la amis­tad con estas muje­res que nos cono­cen desde hace tiempo. Qui­si­mos com­par­tir algo «más» con ellas y darles un espa­cio y un tiempo pri­vi­le­giado, donde entre todos poda­mos crecer y des­cu­brir cómo actúa Dios hoy en nues­tras vidas.

Como era la pri­mera vez, Aure­lia pre­paró unas boni­tas invi­ta­cio­nes y el texto ele­gido fue el «himno a la cari­dad» (1 Cor 13). Llegó el momento y una tras otra fueron lle­gando. Y para nues­tro asom­bro, todas par­ti­ci­pa­ron con mucho entu­siasmo. Y todas, cada una a su manera, expre­sa­ban que este momento era algo que nece­si­ta­ban y espe­ra­ban, que es la res­puesta a la sed que habi­taba en sus cora­zo­nes. Así que esta­mos muy con­ten­tos de con­ti­nuar el mes pró­ximo, comen­zando a leer y entre todas des­cu­brir a través de la encí­clica de Bene­dicto XVI, Dios es Amor, la simple y mara­vi­llosa pre­sen­cia de Dios en nues­tro barrio, en nues­tras vidas.

La Comunidad de la Ensenada



Notas

[1Mauricio, miembro de la Fraternidad Molokai en Ecuador, es el visitador del Punto Corazón de la Ensenada.

Volver